Zapatero ve “valiente” y “acertada” la postura de Sánchez respecto al Sáhara Occidental | España


Nuevo mensaje de apoyo del expresidente José Luis Rodríguez Zapatero a la postura que sostiene el Ejecutivo de Pedro Sánchez respecto al Sáhara Occidental. “La posición del presidente Sánchez es valiente y es acertada, afirmó en declaraciones a los medios de comunicación antes de participar en Las Palmas de Gran Canaria en la I Conferencia Internacional por la Paz y la Seguridad en el Sáhara Occidental. “Y le voy a decir más”, ha completado. “Solo las posiciones valientes y difíciles son las que merecen la pena en política”. El expresidente ha mostrado en reiteradas ocasiones su apoyo al plan auspiciado por Marruecos para la excolonia española, que ocupó en 1975, una posición con la que la Moncloa se alineó sorpresivamente en marzo pasado, que en un giro en el que calificó los postulados defendidos por Rabat como “la base más seria, realista y creíble para la resolución del contencioso”. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha obviado citar a Marruecos al hablar del conflicto esta madrugada en la ONU.

La celebración de las conferencias en Gran Canaria el jueves y el viernes ha generado polémica en las islas y ha suscitado el rechazo del Frente Polisario y entidades afines, porque consideran que está vinculada a los intereses de Marruecos. Las jornadas las organiza el Movimiento Saharauis por la Paz, una entidad fundada por el excargo del Polisario Hach Ahmed. El CNI la considera una “pantalla” de los servicios secretos marroquíes, según un informe de 2021 dado a conocer por EL PAÍS el pasado junio y señalaba directamente a uno de sus miembros, Fadel Breica, que en 2019 denunció haber sido torturado en los campos de refugiados de Tinduf (Argelia). Los servicios de inteligencia apuntaban que Breica “probablemente” hizo ese viaje “siguiendo instrucciones de Marruecos para provocar a la cúpula polisaria y forzar su detención”. Además, el informe señalaba que los “únicos ingresos” de Breica proceden de la Dirección General de Estudios y Documentación (DGED por sus siglas en francés), el servicio de inteligencia exterior dependiente de las fuerzas armadas marroquíes. Cuando este periódico hizo público el informe, tanto Breica como Ahmed negaron cualquier relación con la DGED.

Pedro Sánchez aludió la pasada madrugada al Sáhara Occidental en su discurso ante la 77 Asamblea General de Naciones Unidas. A diferencia de sus últimas menciones a la excolonia española, el presidente del Gobierno obvió en esta ocasión hacer referencia al acuerdo del Ejecutivo con Marruecos, que derivó al cabo en una carta en la que Sánchez respaldaba la propuesta autonomía del Sáhara dentro de Marruecos y la calificaba de tener la base “más seria, realista y creíble” para la resolución del conflicto.

El encuentro también ha provocado la oposición de Podemos Canarias, que el miércoles acusó al PSOE de persistir en el “blanqueamiento de la ocupación marroquí” sobre el Sáhara Occidental. A las críticas se sumaron entidades prosaharauis y personalidades locales como el secretario de Organización de Nueva Canarias (socio de Gobierno del PSOE en el Ejecutivo autonómico) y apoyo tradicional en Canarias de los derechos de los saharauis. Carmelo Ramírez —también consejero del Cabildo de Gran Canaria—, quien ha asegurado que la cita está financiada por Rabat y que no es más que un “montaje de los servicios de inteligencia y de la policía de Marruecos. El jueves, Jose Bono desdeñó esas acusaciones y reaccionó con vehemencia contra el socio de gobierno de su partido, a quien calificó de “partido radical”, “antiguo” y “rancio”. “Pero los tenemos de socios y hay que morderse la lengua un poco”, añadió.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

Zapatero recordó que en 2007 él ya había apoyado la autonomía para el Sáhara Occidental. “Me parece un buen camino para negociar porque es un camino intermedio de autogobierno”. El líder socialista ha defendido en reiteradas ocasiones durante sus declaraciones de este viernes la necesidad de plantear las cuestiones desde el principio de la convivencia. “Los mejores productos políticos de la historia son fruto del acuerdo, la renuncia compartida y el reconocimiento, no de la negación del otro”. En este sentido, hizo hincapié en que en entendimiento es la solución y en que la historia enseña que siempre suele ser mejor el plan b que el plan a, ya que cuando uno va con el plan a cree que va con lo que “son sus últimos deseos legítimos y que pueden tener fundamento histórico”. Zapatero, además, lanzó un mensaje de apaciguamiento hacia Argelia, que en junio reaccionó contra el giro diplomático de España suspendiendo el tratado de amistad y congeló el comercio bilateral. “Es un país imprescindible”, ha aseverado Zapatero. “Cuando estamos hablando del conflicto del Sáhara todo saben que estamos hablando del Magreb. Ojalá pudiésemos tener un Magreb unido. Sería una excelente noticia para Argelia, para el Magreb y para el Sahel, que tan necesitado está”.

El expresidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, interviene este viernes en la segunda jornada de la "Conferencia por la Paz y la Seguridad en el Sahara Occidental" convocada por el Movimiento Saharaui por la Paz.
El expresidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, interviene este viernes en la segunda jornada de la «Conferencia por la Paz y la Seguridad en el Sahara Occidental» convocada por el Movimiento Saharaui por la Paz.Ángel Medina G. (EFE)

Presencia incómoda

La presencia de Rodríguez Zapatero —y de otros líderes socialistas como el exministro de Defensa y presidente del Congreso de los Diputados, Jose Bono, o el exministro de Justicia y actual presidente de la Comisión de Libertades Civiles, Justicia y Asuntos de Interior, Juan Fernando López Aguilar— en esta conferencia ha levantado ampollas. Tanto por el hecho de estar organizada por el discutido Movimiento Saharauis por la Paz como porque se haya elegido precisamente en Las Palmas de Gran Canaria, uno de los puntos donde el Frente Polisario cuenta con más apoyos fuera de su territorio.

Zapatero también ha rechazado este viernes estas acusaciones. “Es mi opinión, y es una opinión libre”, ha manifestado. “Cuando intentas apoyar un proceso de paz… y aquí pienso en el País Vasco, en el que me empleé a fondo, o en Venezuela o en otros países, siempre recibo críticas. Siempre. Yo las asumo con elegancia”. El que fuera ministro de Justicia durante la primera legislatura de Zapatero, Juan Fernando López Aguilar, también apoyó el jueves en declaraciones a EL PAÍS el autogobierno del Sáhara Occidental —aseguró que la posición española es “compatible con la europea y con la diplomacia, respecto a un conflicto y un contencioso que dura 50 años, y que la entiende compatible y respetuosa con la legalidad internacional”— y rechazó las acusaciones de actuar al dictado de Rabat: “Es completamente falso que las personas a las que se descalifica estén al servicio de nada y de nadie, ni de los servicios secretos. No están vendidos a Marruecos ni son lobistas de nada””.

El impulsor de las jornadas, Hach Ahmed, afirmó por su parte este jueves en declaraciones a los medios que las acusaciones constituyen un “planteamiento totalmente absurdo”. “El hecho de que los saharauis de pronto discrepen de la línea marcada por el Frente Polisario y ellos no encuentren más clichés para criticarlo que asegurar que es una actividad de Marruecos resulta absurdo. Nosotros somos saharauis tan auténticos como los que están detrás del Polisario”, y defendió la línea que mantiene su organización: “Lo que recomiendan todas las resoluciones es un acuerdo mutuamente aceptable, lo que quiere decir que las partes tienen que hacer concesiones”. Este periódico se ha puesto en contacto con los portavoces del Frente Polisario, que han rehusado hacer declaraciones.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.