Yolanda Díaz: “Vamos a la política para dar confianza a la gente, no para hacer ruido y jalear” | España



La vicepresidenta segunda del Gobierno, ministra de Trabajo y principal rostro institucional de Unidas Podemos, Yolanda Díaz, ha afirmado este sábado, en un acto en Valencia, que en su nueva plataforma, Sumar, “no sobra nadie” sino que “falta muchísima gente para cambiar las cosas”. Solo un día después de que su antecesor en el cargo, Pablo Iglesias, tildara de “miserables” y “cobardes” a quienes se ponen de perfil ante los ataques que está recibiendo la ministra de Igualdad, Irene Montero, por la polémica entrada en vigor de la ley del solo sí es sí, Díaz ha manifestado: “No vamos a la política para hacer ruido y jalear, vamos a la política para dar confianza a la gente, no nos distraigamos”, se ha limitado a decir la vicepresidenta.

Al acto de Sumar, donde militantes del Frente Obrero han interrumpido la intervención de Díaz con gritos y consignas, ha asistido una amplia representación de Podemos de la Comunidad Valenciana, con Héctor Illueca y Pilar Lima a la cabeza; también dirigentes de Esquerra Unida, como Rosa Pérez Garijo; y varios representantes de Compromís, como el diputado al Congreso Joan Baldoví, la consejera del Gobierno valenciano Isaura Navarro o la portavoz parlamentaria de la formación valencianista, Papi Robles.

En su intervención, la vicepresidenta ha expuesto que Sumar es un proyecto político que no va de ganar a la derecha, sino de cambiar la vida de la gente: “Vamos a la política para cambiar la vida de la gente, no vamos a la política para hacer ruido, no vamos a la política para jalear. Vamos en tiempo de crisis ecológica, ambiental, de vivienda, alimentaria, de los derechos humanos, para darle confianza a la gente y de esto va la res publica, de nada más”. Según Díaz, “quien se distraiga en este camino seguramente no sirve para el fin de cambiar nuestras vidas”.

Más tarde, a preguntas de los asistentes, Díaz ha reiterado que la Ley Orgánica de Garantía Integral de la Libertad Sexual es “fundamental para nuestro país” y ha agregado que, “como todo en el Derecho”, está siendo “objeto de interpretación” de los jueces, por lo que ha pedido “dejar actuar al Supremo”, y ha eludido mencionar a la ministra de Igualdad, Irene Montero, respecto a esta cuestión.

La ministra de Trabajo ya habló el viernes en Valencia sobre el goteo de rebajas de sentencias a agresores sexuales tras la entrada en vigor de la ley del solo sí es sí. La vicepresidenta reclamó “prudencia” y dejar trabajar al Tribunal Supremo, al tiempo que calificó la norma de “muy importante”, pero no entró a opinar sobre si debe cambiarse o no y tampoco manifestó su apoyo expreso a Irene Montero. Poco después, Pablo Iglesias publicó un tuit en el que afirmaba, sin citar específicamente a Díaz: “Ponerse de perfil cuando machacan a una compañera no solo es miserable y cobarde, sino políticamente estúpido”.

La vicepresidenta, que se desplazó luego a la localidad alicantina de Elche para reunirse con las aparadoras del calzado, optó de nuevo por la cautela y no entró en polémicas con Iglesias. Es más, no quiso valorar su comentario. En el mensaje de Twitter, el también exlíder de Podemos denunciaba la “cacería” contra la ministra de Igualdad y afirmaba que la “derecha judicial” es un “actor político”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

Hoy, sábado, a las puertas del recinto donde se han dado cita decenas de personas para escuchar a Díaz, Joan Baldoví, diputado al Congreso de Compromís y candidato a la presidencia de la Generalitat Valenciana, ha rechazado las críticas de Iglesias y ha asegurado que prefiere “la discreción y las buenas formas” frente a “las malas formas, el ruido y los insultos”.

Distribuidoras que “se forran”

En la reunión de Sumar en Valencia, la vicepresidenta segunda del Gobierno ha cargado contra las grandes distribuidoras del sector de la alimentación, que tienen “nombres y apellidos”, a las que ha acusado de “estar forrándose” con el aumento de los precios. “Están aumentando de manera escalonada sus beneficios”, ha censurado. Frente a esta situación, ha subrayado que es “imprescindible” garantizar una cesta de la compra “para la gente de nuestro país”. “No estamos actuando”, ha alertado.

Ha asegurado que la Comunidad Valenciana ha sido la gran perdedora del sistema de financiación autonómica en vigor y ha apostado por que sea corregido inmediatamente. Y ha recordado que el problema de la financiación supone que cada valenciano perciba 612 euros menos que un ciudadano de la comunidad mejor financiada. Y eso, ha dicho, no es solo un agravio, sino una cuestión de derecho a servicios públicos, ya que hablar de financiación es hablar de cultura, de dependencia, de empleo, de sanidad y educación públicas o de políticas de cooperación.

Antes de la multitudinaria reunión en la Feria de Valencia, Díaz se ha paseado por las calles de Valencia, acompañada del alcalde de la capital, Joan Ribó, de Compromís, con el que mantiene una buena relación.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.