«Este puto orgullo lo voy a recordar toda mi puta vida»


La selección española de baloncesto está en una auténtica nube. Los chicos de Sergio Scariolo, que tendrán un merecido descanso este sábado antes de la gran final del Eurobasket del domingo, están atravesando un momento de confianza y euforia que está haciendo que este campeonato sea único para todos ellos. Ante Alemania, volvieron a dar otro recital de raza y juego. 

Muchos han sido protagonistas del gran nivel que ha mostrado el equipo hasta ahora. Frente el conjunto de Herbert hubo dos MVP. Uno en la luz, Lorenzo Brown y su enorme arsenal ofensivo, y otro en la sombra, Alberto Díaz con sus defensas y su +25 con él en pista. A ellos se unieron las acertadas decisiones de un Sergio Scariolo que está siendo una de las piezas claves del equipo. 

El técnico italiano tiene un amplio historial de éxitos a sus espaldas. Sin embargo, este Eurobasket le está confirmando como uno de los mejores entrenadores de Europa después de haber metido a un equipo que no estaba ni mucho menos entre los grandes favoritos a las medallas en la gran final. 

[La España de Lorenzo Brown tumba a Alemania y jugará ante Francia la final del Eurobasket]

Todos estos componentes están regados, además, por las dosis de capitanía y orgullo que le da a esta España un veterano como Rudy Fernández. El capitán, estandarte del equipo y del Real Madrid, es sin duda la imagen de esta Selección. El más querido en el vestuario, el líder al que todos escuchan y respetan. El general que cuando alza la voz todos callan, atienden y asienten. Pero Rudy no solo manda y ordena, también reconoce los méritos de un equipo que se ha dejado hasta la última gota de sudor y de sangre sobre la pista. 

Rudy Fernández y Sebas Saiz celebran en el banquillo español


Rudy Fernández y Sebas Saiz celebran en el banquillo español

FEB

Por eso, el alero mallorquín se mostró tan emocionado después que España consiguiera el pase a la final del Eurobasket tras tumbar a los Dennis Schröder, Franz Wagner y compañía. En la cancha fue manteado por todos sus compañeros, una imagen que ya se ha repetido en varias ocasiones y que parece ser una costumbre que este equipo sigue para no perder la buena suerte. 

[Alberto Díaz y el éxito inesperado: de descarte a ser la pieza clave de Scariolo en el Eurobasket]

El emotivo discurso de Rudy

Entre bambalinas, dentro del vestuario, Rudy tomó la palabra y agradeció a todos sus compañeros el esfuerzo derrochado. Unas palabras, muy efusivas eso sí, que se han hecho virales porque es complicado que un jugador como el mallorquín se emocione de esta manera después de haber brillado en competiciones como la Euroliga, la Liga Endesa, un Mundial o incluso unos Juegos Olímpicos. Sin embargo, el sentimiento de ser líder de una ‘Familia’ como esta es más especial que muchas conquistas. 

«Estoy superorgulloso de vosotros, chicos. Os lo merecéis. Es que no puedo… Es la primera vez, de verdad os lo digo, es la primera vez y mira que he vivido muchísimos campeonatos y muchísimas cosas… pero este puto orgullo que siento por vosotros ahora mismo, de verdad, es una sensación que voy a recordar toda mi puta vida y toda mi puta carrera. Gracias a vosotros». 

[Lorenzo de España: Brown, el líder que llegó al Eurobasket por vía exprés y conquistó un país]

Rudy se abrió y sus compañeros se lo agradecieron. La comunión entre todos los integrantes de este vestuario es total y única. Juegan y viven cada experiencia de este Eurobasket como guerreros de un batallón, pero a la vez, como hermanos de un mismo bloque por ahora se ha mostrado indestructible. 





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.