El juez interrogará por videoconferencia a los dos empleados de Neurona por el contrato con Podemos



Noticias relacionadas

El juez Juan José Escalonilla interrogará por videoconferencia a Germán Cobos y Waldemar Aguado, dos trabajadores de la consultora Neurona, por el contrato de esta empresa con el partido Podemos para las elecciones generales de 2019.

Así consta en una providencia, fechada el pasado viernes y a la que ha tenido acceso EL ESPAÑOL, en la que el titular del Juzgado de Instrucción número 42 de Madrid remite una comisión rogatoria a México para tomar declaración como testigos a ambos empleados, en el marco del llamado caso Neurona.

El pasado mes de noviembre, la Audiencia Provincial ordenó al magistrado que cursase esta comisión rogatoria, tras un recurso del partido Vox (una de las acusaciones populares) contra la decisión del juez instructor, que cinco meses antes había renunciado a tomar declaración a Cobos y Aguado.

La Policía Nacional certificó que ninguno de los dos reside en España; por ello, su interrogatorio será finalmente por videoconferencia, una vez el país latinoamericano acepte la petición de la Justicia española.

Podemos lleva investigado más de un año y medio por el pago de en torno a 360.000 euros de dinero público a Neurona, empresa mexicana, para que le prestase servicios electorales en los comicios generales de 2019. Dicha cantidad, cobrada a través de una filial en España, fue posteriormente transferida a otra compañía con sede en Guadalajara (México), Creative Advice InteractiveGermán Cobos habría ejercido de interlocutor entre el partido y la matriz. Por su parte, Waldemar Aguado recibió, en marzo de 2019, la primera copia del contrato con la formación política.

Escalonilla sigue investigando si ese precio se corresponde con el trabajo que realizó la consultora. Otra de las diligencias que aún quedan pendientes en ese sentido es un informe pericial que tase el valor real de los servicios prestados por la mercantil mexicana a Podemos.

La instrucción

Tal y como informó este diario, el pasado 27 de enero, en contra del criterio de Fiscalía, el juez Escalonilla amplió la instrucción del caso Neurona seis meses, por lo que podrá prolongarse hasta, al menos, el 28 de julio de 2022. 

El Ministerio Público consideró que ha quedado «acreditado» el trabajo que Neurona realizó para el partido, que continúa imputado como persona jurídica. La comisión rogatoria a México, entonces pendiente, y las testificales de Aguado y Cobos que aún faltan por practicarse fueron los dos motivos esgrimidos por el juez para acordar la prórroga.

A lo largo de la investigación del caso Neurona, éste se ha desgajado en hasta siete líneas de investigación. La mayor parte de ellas —como la relativa a la reforma de la sede de Podemos o el supuesto cobro de sobresueldos de su Caja de Solidaridad— han sido archivadas.

La que aún sigue abierta es esta línea de investigación, centrada en la contratación de la consultora mexicana Neurona para las elecciones generales de abril de 2019, bajo la sospecha de que Podemos pagase más de 360.000 euros a la empresa por labores que no llegó a realizar y una parte de esta cantidad fuese desviada a otros fines.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.